Mikrorevolution

Mikros, de TAG Heuer.

Pura admiración técnica. Las empresas crecen cuando innovan. Innovan cuando permiten crecer a quienes forman parte de ellas, en la mayoría de las ocasiones porque, quienes forman parte de ellas, transforman la fe en sí mismos en ideas audaces.

Todo suena a calculada teoría de escuela de negocios. ¡Qué le vamos a hacer!

A simple vista, parece que eso es lo que ha pasado en TAG Heuer. Una empresa que durante años parecía que siempre caminaba sobre la misma baldosa (recuerden aquello de la maquinaria Seiko), pero que ahora ha decidido hacer honor a su nombre y fabricar relojes de vanguardia.

A quienes interese el asunto, recomiendo el artículo de Ernest Valls en el último número (39) de la revista MDT. A quien aprecie esta marca, le resultará gratificante visitar la web calibre11.com, todo TAG Heuer contado con precisión.

En esa página también puede verse el TAG Heuer Mikrotourbillon S.

TAG Heuer Mikrotourbillon S.

La precisión mecánica. Un anhelo noble, honrado. Quizá esté entre esos que hacen mejor a la Humanidad.

Así contaron la noticia en la pasada Feria de Basilea.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s